Tú sí que vales

 

 

Hoy he asistido, como concursante, a una edición especial del celebérrimo programa de televisión 'Tú sí que vales'. Una edición para escritores.

 

Me he zampado un montón de bollos. Sabrosísimos.

 

He procurado no relacionarme demasiado, entre bambalinas, con el resto de escritores (menos con la de la larga melena azabache). 

 

Como sospechaba, el presentador es un androide.

 

Cuando ha llegado mi turno, una señorita muy mona (otro androide) me ha invitado a adentrarme en el oscuro pasadizo. Aferrando con fuerza mis textos, la he obedecido.

 

Al fondo, una inmensa luz. Y también un señor fornido en el umbral (otro androide, pero más sofisticado que los anteriores).

 

Me he detenido a un metro del señor fornido. La luz me cegaba. Se oían los aplausos del público. El recuerdo es tan real que parece presente.

 

Puedo oler la respiración del Jurado, tras la luz, o desde la luz. 

 

Ha llegado mi momento. Ya puedo salir al escenario, me indica con su fornido brazo el androide melenudo. Avanzo. Pero inmediatamente los brazos fornidos me impiden el paso. Lo entiendo. Inmóvil. 

 

Un silencio desolador al otro lado. Una inmensa luz de silencio, contigua a mi propio silencio.

 

Transcurren, como mínimo, cinco minutos de ensordecedor silencio, iluminando mis ojos obedientes y sabios.

 

Apenas siento mis textos literarios entre mis manos.

 

De súbito, el androide fornido se gira bruscamente, me sonríe y alza un espejo que se enfrenta a mi mirada. 

 

Leo en su superficie el veredicto del Jurado: "Usted no vale nada".

 

No es necesario que el androide melenudo me indique el camino de vuelta. Lo recorro como si fuera un androide, el más sofisticado de todos. Los textos literarios que llevan mi nombre palpitan entre mis manos.

 

Ha sido una experiencia maravillosa.

 

 

Pulsar el botón +1 para recomendar este texto en Google

Escribir comentario

Comentarios: 4
  • #1

    toni (jueves, 10 mayo 2012 23:50)

    Juan te llamo y me lo explicas porque estoy flipando...es una metáfora? o es real?. Lo dicho te llamo y me explicas. Un abrazo

  • #2

    El que no vale (viernes, 11 mayo 2012 14:44)

    Si el programa se emite será real; si no, se quedará en una metáfora de lo más real.

  • #3

    Juan presidente (lunes, 30 septiembre 2013 15:51)

    Juan, sinceramente eres el mejor, nunca he visto alguin con las ideas de la vida tan claras! te propongo una cosa, aunque no vas a aceptar, : PRESENTANTE A LAS PROXIMAS ELECCIONES! a si saldremos de la crisis!!!! Muchas gracias por tus articulos!

  • #4

    El que no vale (lunes, 30 septiembre 2013 17:02)

    Al que me invita a ser presidente de un país culturalmente subdesarrollado:

    No sé si sus palabras serán irónicas (mi intelecto no da para tanto), pero, en cualquier caso, no tengo yo talante para la política en estado puro. Como mucho puedo escribir novelas políticas, que son precisamente aquellas que no tratan sobre la política en sí.

    Pues eso, que seguiré escribiendo novelas y artículos.

    Gracias por su comentario.

Recomendar esta web en Google pulsando el botón +1